Category Archives: Inicio

Cuentos para ir a dormir

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

10 Cuentos para ir a dormir (0 a 3 años)

Antes de ir a dormir, ver o leer algunos cuentos se ha convertido en un ritual. Llum se empezó a interesar por ellos sobre los 9 meses y desde ese momento que me he convertido en una amante de la literatura infantil. Al principio no me resultaba fácil escoger un buen libro, ahora, nunca consigo llevarme uno solo a casa.

Leer o contar un cuento antes de dormir, además de los beneficios con respecto al aprendizaje que lleva implícitos la literatura, también ayuda a que los peques concilien el sueño de una manera tranquila y relajada, a que se duerman con una sensación de bienestar y sobre todo,  a crear vínculos afectivos con los que se sienten queridos, acompañados y seguros de ellos mismos.

Aquí os dejo una lista de cuentos para antes de ir a dormir. Empiezo con mis primeros 10 cuentos y en otra entrada añadiré otros títulos interesantes para quien quiera investigar un poco más.

  • Toca, toca. ¡Buenas noches! (0 -10 meses)
  • Ladybird books
  • Combel

Para ir dando las buenas noches a todos los personajes hasta que se hace de noche y el bebé se queda dormido. La colección toca toca, es una buena opción para empezar a despertar el interés por los cuentos en los más peques. Podéis verlo aquí

  • Me duermo en un zapato / M’adromo dins la sabata  (A partir 6 meses)
  • Colección la cereza
  • Mar Benegas y Christian Inaraja
  • Combel        

Una historia de una hoja viajera que termina dormida dentro de un zapato. Es un cuento dulce para contar o cantar. Se puede escuchar la música con el código QR. Llum pide mucho, los cuentos con canción para ir a dormir. Mirar aquí.

  • Buenas noches dudú/ Bona nit, Dudú (a partir de 1 año)
  • Annette Swoboda
  • Editorial Juventud.

Dudú tiene sueño y se va adormir el solito y muy tranquilo ¡así de sencillo! Aunque nuestra realidad es otra, es un cuento muy bonito. Las ilustraciones son muy tiernas e invitan a contar la historia a nuestro gusto. El texto es sencillo, Dudú nos da las buenas noches mientras  va realizando acciones para irse a dormir.  Ver aquí.

  • Toca, toca ¡A dormir! (A partir de 1 año)
  • Ladybird books
  • Combel

Con caminos para seguir con los dedos que van indicando las rutinas de antes de dormir. Los pesonajes se bañan, se ponen el pijama, se lavan los dientes, recogen los juguetes y les dicen buenas noches. También, el papá les cuenta un cuento y les acompaña a dormir. Lleno de solapas y texturas para tocar y descubrir. Es uno de los primeros cuentos que Llum empezó a manipular sobre los 10 meses. Podéis encontrarlo aquí.

  • ¡Qué sueño! /Quina son!  (1 año)
  • Anne Crahay
  • Combel

Un libro de cartón, con páginas gruesas, muy fácil de manipular y lleno de sorpresas. En cada página hay un animal que se dirige a su casa, pero al abrir las solapas, encontraremos  un “ocupa” durmiendo plácidamente. Ver aquí.

  • Un besito y ¡a dormir! / Un petonet i a dormir!  (2 años)
  • Patricia Greis
  • Combel

Uno de los preferidos de mi hija. Aunque dice a partir de dos años, mi hija con un año me lo pedía y lo entendía perfectamente. Cada noche, Llum le da un besito a todos los personajes y los ponemos en su cama a dormir. Por una parte, tienen los ojos abiertos y por la otra están cerrados, así que si me pide el libro por el día, jugamos a darles un besito y a despertarlos. Así, cuando lo volvemos a coger por la noche, los dudús están despiertos y los volvemos a poner en la cama. Fue un acierto comprarlo, es muy tierno. Con los complementos se van trabajando hábitos como lavarse los dientes, las manos con agua y jabón, peinarse, etc. Ver aquí.

  • Todos bostezan (2-3 años)
  • Anita Bijstrbosch
  • Combel

Aunque se recomienda hacia los 3 años, yo creo que a los 18 meses ya pueden manipularlo solos. Es genial y muy divertido, en cada página un animal bosteza porque tiene mucho sueño, es imposible que no se te contagie un bostezo. Este, se lo regalamos a una amiguita de Llum y les encantó. Las ilustraciones con sus solapas son muy bonitas. El final es deplegable, con todos los animales juntos durmiendo en comuna. Ver aquí.

  • Buenas Noches, Luna (2 años)
  • Margaret Wise Brown
  • Editorial Corimbo

Un clásico de la literatura infantil que encandila a los niños. El conejito va dando las buenas noches a todas las cosas de su habitación. Es tierno, poético y relajante.  Ver aquí.

  • Adivina como te quiero/ Endevina com t’estimo (3 años)
  • Sam Mcbratney
  • kokinos

Precioso álbum ilustrado, en el que las liebres intentan expresar con palabras y gestos lo mucho que se quieren. Una tierna historia que nos enseña que el amor es difícil de medir,   y preciosa la forma  en que la liebre grande acompaña a dormir a la pequeña. Llum lo pide cada noche y copia los gestos de las liebres para decirnos cuánto nos quiere. Otro de los que se recomienda hacia los 2-3 años, pero en mi opinión se puede introducir un poco antes.

  • ¡Buenas Noches, Búho!  (3 años)
  • Pat Hutchins
  • Kalandraka

Lo cogimos una temporada de la biblio y a Llum le encantaba. Le iba reproduciendo los sonidos de los diferentes animales; abejas, ardillas, tipos de pájaros, etc. El Búho, quiere dormir y no puede porque los animales del bosque no paran de hacer su peculiares sonidos. Es muy parecido al cuento la gran orquesta del bosc de Guido Van Genechten. Es un cuento acumulativo, muy divertido que se puede convertir en una bonita melodía con los sonidos de la naturaleza, para antes de dormir. Ver aquí.

Hay otros muchos libros para ir a dormir que son preciosos, yo os he dejado los 10 cuentos que nosotros tenemos o hemos tenido en casa y que nos encantan.

El libro de “Buenas Noches” de tela, de Lilliputiens, es un libro interactivo muy bonito . Os dejo un vídeo que he encontrado.

A la lista se podrían añadir otros cuentos para dormir muy conocidos que son pequeñas joyas de la literatura infantil. En este post de la sección de álbumes ilustrados, hago una selección, más bien para peques a partir de 3 años, por eso he preferido separarlos en otro listado diferente. 

Espero que estos 10 cuentos os hayan gustado y os sirvan de ayuda para empezar con los más peques.

 

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Panel de aprendizaje DIY para abrir y cerrar tapas

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Aprendiendo a abrir y cerrar

Hace aproximadamente un mes que Llum tiene interés en abrir y cerrar las botellas. Lo intenta con ganas, pero se frustra cuando ve que no puede, así que me las da a mi para que se las abra. En cuando ve una botella o un bote con tapa, me lo trae y me mira pidiendo que le enseñe a abrirla. Por eso le preparamos un panel de aprendizaje, con botes de diferentes tamaños y de diferentes tipos de tapas. Los abuelos de LLum, vinieron a verla unos días, así que aproveché que a mi padre le encanta hacer manualidades para que me ayudara con el panel.

1- Tengo la suerte de que cerquita de casa hay una carpintería que todas las semanas deja en la puerta maderas muy bonitas. Así que, en primer lugar,  recogimos un tablero de aglomerado que no pesa nada y que tenía una forma alargada. Cualquier tablero y cualquier forma, nos puede servir, eso es al gusto de cada consumidor. En la foto hay un bolígrafo, para que se aprecie el tamaño.

2- Después corté la parte de arriba de la pasta de dientes con el tapón, recogí una tapa de ketchup, un bote de crema del cuerpo, una cajita de metal que tenía de la boda de unos amigos y dos botes de metal de una crema hidratante. En general, lo que tenía por casa. (Pensé en hacerlo cortando diferentes botellas de plástico, como el jabón de la lavadora o el suavizante, pero no me terminó de convencer ya que no sabía como apegarlo o atornillarlo para que fuese resistente)

3-Hicimos las marcas de los botes con un lápiz para alinearlos bien.

4- Por último, mi padre, atornilló cada uno de los botecitos.

Este es el resultado del panel, la verdad es que es muy resistente y está muy bien enganchado. Los botes de metal son muy fáciles de atravesar con los tornillos. No cuesta nada. Y Llum tiene un panel muy sugerente, con el que se detiene para aprender a abrir y cerrar de una forma divertida. Además, le encanta meter el dedo en el agujero de la tapa blanca de kepchup.

Los botes están ordenados por tamaño de mayor a menor y son de diferentes materiales, por lo que es una actividad que aporta una riqueza sensorial.  Además de practicar y aprender a abrir y cerrar, podemos introducir conceptos de grande y pequeño.

Otras posibilidades:

  • Poner texturas dentro de los botes, de manera que al abrirlos puedan tocar por dentro. Las texturas pueden ser  legumbres, arroz, pasta, etc. o diferentes materiales.
  • Poner gomets o pegatinas dentro y fuera de cada bote, cada tapa de un color y  dentro el mismo color que en la tapa, para relacionarlos.

 

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Área Sensorial y actividades Montessori

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Ideas para trabajar el área sensorial

Una de las áreas de trabajo de Montessori, es el Área Sensorial a la que le dio una gran importancia, ya que consideraba que el desarrollo de los sentidos es la base del dominio de futuros conocimientos, como las matemáticas y el lenguaje.

Montessori incidía en la importancia de proporcionar experiencias sensoriales ya que a través de los sentidos, los niños conocen el mundo que les rodea.

A través de los materiales y las actividades sensoriales, los niños toman consciencia de su entorno, aprenden a clasificar, a reconocer las características de los objetos y a observar todos sus detalles. Poco a poco, van discriminado, comparando, identificando formas, fragancias y gustos. Estas experiencias les lleva al razonamiento, a la formación de su propio criterio, a la resolución de conflictos y a la capacidad de decisión. Continue reading Área Sensorial y actividades Montessori

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

5 ideas para jugar con el bote de cubiertos

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

El conocido bote de cubiertos del Ikea y sus posibilidades

Esta sencilla actividad , es para trabajar la psicomotricidad fina, no es que sea una actividad Montessori, pero está inspirada en ella. Se puede presentar de la misma manera que se hace con sus materiales. En su bandeja individual y con el material necesario para que tu peque la lleve a cabo.
Mirando a través de los ojos de LLum, encontré muchas maneras de utilizarlo. Cuándo más observas a los peques jugar, más posibilidades le ves a las cosas, más capacidad de transformarlas.

Os dejo algunas ideas que me han ido surgiendo mientras observaba a Llum Continue reading 5 ideas para jugar con el bote de cubiertos

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Ideas para regalar a niños y niñas de un año

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Como os cuento en el apartado sobre el juego de construcción, con un año de edad todavía, nuestros peques no nos piden nada y juegan con objetos cotidianos.

Aproximadamente de los 12 a los 18 meses, el niño realiza un gran cambio, algunos ya empiezan a andar y muestran una mayor autonomía.

Con un año de edad, juegan a explorar el espacio y los objetos, les gusta lanzarlos, los golpea, los rompe o los desmonta para conocerlos. Del mismo modo, también explora su propio cuerpo, escondiéndose y entrando dentro de cestas, cajas, etc. Les gusta trepar, subir pequeñas sillas o escalones, bajar del sofá, esconderse, correr y que juegues a pillarles.

Por supuesto, siempre me baso en la observación de mi hija y también en la evolución de otros bebés amigos y amigas de Llum. Cada semana quedamos las mamis y los peques, hablamos mucho sobre el comportamiento de nuestros hijos. Más o menos, cada uno a su ritmo, pero suelen coincidir en la mayoría de los comportamientos relacionados con el juego.

Para seleccionar un juguete, deberemos de tener en cuenta las inquietudes de nuestros peques y observar sus intereses.

En esta etapa, nos centraremos en trabajar y potenciar aspectos como; la psicomotricidad fina y gruesa, la coordinación, la atención y concentración, la conciencia espacial, la permanecia del objeto, la estimulación sensorial y el lenguaje.

A parte de escoger materiales con los que se puedan trabajar estos aspectos, otros criterios de selección pueden ser: Continue reading Ideas para regalar a niños y niñas de un año

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Embarazo y diabetes gestacional

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Otras alternativas al test de O’sullivan.

En este post me gustaría contar mi experiencia con la diabetes gestacional ya que fue todo un aprendizaje. No me detendré a explicar que es la diabetes en el embarazo de una forma técnica. Solo mencionar que el que las embarazadas suframos una diabetes gestacional es algo muy habitual y que no está ligado a que lleves una mala dieta o a que comas alimentos con demasiados azúcares añadidos.

Simplemente durante el embarazo, debido a los cambios hormonales, los niveles de azúcar en sangre se elevan ya que el páncreas no crea suficiente insulina, o las necesidades de insulina de tu cuerpo son mayores.

Considero que llevo una alimentacion bastante sana y equilibrada, no tomo ningun tipo de refrescos, ni zumos embotellados, ni dulces industriales, ni harinas refinadas. No es que nunca me permita comer un trozo de pastel o una pizza, però de normal, en casa, cuidamos la alimentación. Así que durante el embarazo no cambié mi forma de alimentarme. Sin embargo, en la primera prueba de la curva o test de O´soullivan, me diagnisticaron diabetes gestacional. Al principio no entendía el por qué. Desde luego no me parecía una prueba nada agradable, ni saludable. Mi cuerpo no podía tolerar todo ese bote de azúcar concentrado (50g) y menos si de normal no tomas azúcar.

Encima en Cataluña, como en otras comunidades autónomas, realizan el test dos veces. La segunda con más cantidad de glucosa (100g).

La segunda vez que lo ingerí, vomité. Fue muy desagradable ver a la mayor parte de las mujeres embarazadas, mareadas, con vómitos y deseando terminar con el «mal trago».

Cuando me pidieron volver a hacer la prueba una tercera vez, ya que al vomitar no servía de nada, me negé rotundamente. Me hicieron firmar que no quería volver a realizar la prueba y yo muy gustosamente lo hice.

Pensé que tenían que haber más caminos para controlar el azúcar sin tener que pasar por esa prueba tan agresiva tanto para mí, como para mi bebé.

Me informé y me alegré de haber seguido mi intuición. En otros países no se hace esta prueba a no ser que haya algún factor de riesgo como obesidad o antecedentes significativos. Parece ser que en España, se realiza esta prueba a todas las embarazadas por protocolo, como algo rutinario. Mi opinión es que deben quedar todavía muchos botes de glucosa para gastar y nos los dan porque les sale más barata esa prueba, que informarnos sobre la otra alternativa.

Por suerte, cuando le consulté lo que pensaba a mi matrona, no me cuestionó, sino al contrario, me informó de que podía controlarme yo misma mis niveles de azúcar. Me derivó al endocrino y me dijo que ellos me facilitarían el aparato para la medición y las tiras reactivas.

Fue todo un aprendizaje ver como mi cuerpo reaccionaba a cada alimento.

He de decir que cada vez que iba al endocrino, salía indignada al ver que solo se fijaba en los números que iba escribiendo en la libreta. No me preguntaba que comía, ni si hacía ejercicio. Se limitó a darme una hoja con una dieta a la que no le hice ni caso, ya que no la consideré la más adecuada para mí. Siempre escribía la verdad, nunca mentí en las mediciones, así que algún día si salia mal la prueba, lo apuntaba, después hacía un poco de ejercicio y volvía a realizar la prueba, normalmente bajaba rápidamente a la mitad. El endocrino solo veía que la prueba daba mal, y me advertía que si a la semana siguiente había algún nivel más alto de lo que tocaba, me tendría que dar la insulina. Continue reading Embarazo y diabetes gestacional

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

MI PRIMERA BIBLIOTECA

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Primeros cuentos de cartón para bebés

Os dejo una selección muy variada de cuentos para los más peques (algunos en catalán y otros en castellano) Cuentos con páginas duras, para aprender, jugar, tocar y morder, sin miedo a que se rompan. En esta pequeña selección se encuentran cuentos de imágenes  e informatios para aprender vocabulario, álbuems ilustrados para desarrollar la imaginación,  libro-juegos y cuentos sensoriales para interactuar y estimular los sentidos, poemarios con rimas breves para ser cantados y narrados. Cuentos de animales, números y colores, cuentos sobre el tiempo, la família y las emociones. Cuentos para divertirse, descubrir y también para ir a dormir. Una biblioteca preciosa que he ido descubriedo gracias a mi hija de un año, Llum. Espero que os guste.

Álbum Ilustrado

  • Adivina cuánto Te Quiero/ Endevina com t’estimo                                                                 Sam Mcbratney                                                                                                                                         Editorial Kokinos

El más dulce de los cuentos, de una ternura infinita y una gran delicadeza. Las dos liebres de color avellana tratan de expresar con gestos el amor que sienten una por la otra. La liebre mamá o papá, acompaña a la pequeña hasta que se duerme, acunándola entre sus brazos, dándole un beso y susurrando cuánto la quiere.

Pronto los peques imitan los gestos de las liebres para expresar cuánto te quieren, Es un cuento entrañable, disponible en formato pequeño y con páginas duras para que ellos mismos puedan disfrutarlo.

  • El pastel está tan arriba                                                                                                         Autora: Susanne Straber                                                                                                       Editorial: Juventud

Un libro de páginas duras, con ilustraciones sencillas y colores que transmiten ternura. Con aire inocente y divertido, los animales van apareciendo para ayudarse y trabajar en equipo. La finalidad es conseguir un pastel que se encuentra tan arriba…

Las imágenes de los animales y el texto acumulativo son un magnífico recurso para trabajar con los más peques vocabulario y conceptos de abajo y arriba. Además, aparecen valores de trabajo en equipo, ayuda y compartir.

Parece la versión de ¿A qué sabe la luna? Pero para más peques.

Continue reading MI PRIMERA BIBLIOTECA

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Embarazo y Síndrome del Nido

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Preparando el espacio para recibir a mi bebé.

Me gustaria compartir con las mamis que todavía tienen a sus bebés en el vientre, la experiencia que viví durante el embarazo, con respecto al instinto de preparar el nido. Dicen que suele pasar más en las primerizas.

Como bien sabemos, existe el llamado síndrome del nido, que aparece en el último trimestre del embarazo, y el cual consiste en querer tener el espacio bien preparado y limpio para darle la bienvenida a nuestro bebé. El pediatra Carlos González, en su guía de lactancia, nos habla de este instinto tan primario y nos explica que también en los animales las hembras prepraran sus nidos antes de dar a luz.

Así que, si de pronto os dan arrebatos incontrolados de querer mantener el orden, de querer tenerlo todo nuevo, de limliar y limpiar sin parar, etc. ¡Que nadie se asuste! Es nuestra oxitocina que se ha disparado casi al máximo. Nuestras hormonas actúan por nosotras y nos mantienen ocupadas con el fin de afrontar nuestra ansiedad y hacernos sentir seguras ante el gran acontecimiento que se avecina.

Pues bien, a mi me pasó. Nunca he limpiado tanto en mi vida. Nos mudamos a una casa un poco más grande, como no podía hacer muchos esfuerzos, mi rol fue ser la cabeza pensante y claro está, mi compañero, Marc, era la persona que ejecutaba. Hizo la mudanza, pintó toda la casa y montó todos los muebles del Ikea en menos de dos meses. Marc, quiso opinar y se le ocurrió decir que la habitación de Llum no hacía falta tenerla terminada y más si tenia tan claro que iba a dormir con nosotros. Yo me ponía las manos en la cabeza cuando le oía decir eso. No entendía nada. ¿Cómo no iba a tener toda la habitación bien bonita y preparada para nuestra niña? ¿Pero que tonterías decía? La verdad es, que a veces nuestros compañeros, trantan de entendernos lo mejor que pueden. Marc, durante el ambarazo aprendió a decir siempre que sí y a complacerme mucho. Entendió que nos tenía que cuidar para generar en mi cuerpo mucha oxitocina (Hormona del amor).

Al final, como no, se hizo lo que yo quería, compramos un cuna, un armario, un cambiador bien bonito con cajones, a parte de otro cambiador con bañera que ya teníamos en el baño, puse una estantería con mis peluches y mis cuentos de la infancia. En fin, la habitación bien blanquita y bien bonita quedó preparada.

Ahora Llum tiene 1 año. La cuna nunca la ha utilizado, duerme en nuestra cama, el cambiador está de decoración, solo utilizamos el del baño. Hasta hace poco, a la habitación casi no habíamos entrado porque donde pasamos la mayor parte del tiempo es en el salón, alli jugamos y alli hacemos vida juntos.

Hace unos meses, le dije a Marc que teníamos que hablar…

– Mira, ya se que todo está nuevo, però la mitad de cosas me molestan. Necesito reorganizar la habitación. La cuna ocupa gran parte de la habitación. Además la estanteía está arriba, Llum no llega y ya ni hablar del cambiador.

Yo no se en que pensaba, des de luego que no hice la habitación pensando en ella y en su autonomía.

Queremos que nuestro hijos aprendan, sean autónomos y autosuficientes ¿Pero qué hacemos al respecto? ¿Les damos la libertad que necesitan? ¿Les facilitamos las cosas?¿Promovemos su autonomía? ¿Está la casa adaptada para que puedan moverse con facilidad?

A veces, nos olvidamos de que nuestros hijos aprenden cuando les damos la oportunidad de hacerlo. Continue reading Embarazo y Síndrome del Nido

Difunde y comparte...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest